¿Cuál es la diferencia entre el marketing tradicional y el growth marketing?

La palabra marketing (mercadeo o mercadotecnia en español) nace del inglés y actualmente es lo que más está ayudando a las empresas, sean grandes o pequeñas

La palabra marketing (mercadeo o mercadotecnia en español) nace del inglés y actualmente es lo que más está ayudando a las empresas, sean grandes o pequeñas.

¿Por qué?

Pues, esto nos ofrece una serie de aprovechables estrategias que nos permiten conocer la manera de comportarse de los mercados y saber qué es lo que necesitan los consumidores y cuáles son sus problemas.
¿No es una increíble forma de fidelizar a nuestros posibles clientes si satisfacemos sus deseos y solucionamos sus problemas?
Con esto nació el growth marketing (marketing de crecimiento), que une estas estrategias con la mejora del producto, la analítica web y el buen manejo de las redes sociales. Con este método podremos saber qué funciona y qué debe ser desechado inmediatamente, así las empresas no gastan recursos en algo que al final no va a funcionar.
Entonces, ¿cómo el growth marketing hace lo que hace?
En el caso de que seamos una nueva empresa, probablemente no sepamos cómo realizar estas tareas de una forma efectiva:

  • Dónde encontrar clientes.
  • Saber quién va a comprar y si hay alguien que vaya a comprar.
  • Saber si los clientes se van a quedar y por cuánto.
  • Cuánto pueden pagar.
  • Conocer las características que más valoran.

Y aquí es donde entra el growth marketing, ayudándonos a construir algo que nos haga progresar, localizar quién quiere nuestro servicio y saber en qué lugar conseguirlos.
Por ejemplo, pongámonos en la mente de un comercializador de crecimiento con este caso:
Digamos que tenemos una página, queremos aumentar las conversiones y pensamos que con hacer unos pequeños cambios en la imagen de la página podríamos lograrlo.
Un comercializador de crecimiento tomaría esa idea, diseñaría una versión nueva y realizaría una simple prueba A/B. La versión vieja contra la nueva, enviando al azar un 50% del tráfico a cada una.
Así, al analizar los datos al final, estaría probado si esos pequeños cambios impulsaron o no las conversiones.
En el caso de que sea un producto, él realizaría pequeñas pruebas y recopilaría información para saber si el cambio sirve. Antes de que todo el trabajo esté hecho, antes de gastar recursos.
Debemos aprender con datos y resultados específicos, más adelante podemos hacer nuestras propias conjeturas sobre qué puede o no funcionar. Pero nunca dejes de respaldar tus experimentos con datos; siéntete cómodo con las mediciones, ya sea en canales digitales como las redes sociales, el correo electrónico, entre otros.

¿Cuál es la diferencia entre el marketing tradicional y el growth marketing?

Para muchas empresas es fácil seguir haciendo lo de siempre:

  • Conocer tendencias para usarlas a tu favor.
  • Realizar benchmarking y hacer lo que las empresas rivales hacen.
  • Generar poco pero constante crecimiento.

Y sabemos que estas cosas son seguras y las hemos usado desde siempre, pero siempre debemos ir avanzando, ¿no es así? Buscando más.
¿Estamos obteniendo conversiones?
¡Bien!

¿Cómo hacemos para obtener más?
No todos los que hacen marketing están usando los métodos de crecimiento del growth marketing, pero eso es seguro que los que hacen growth marketing están usando algunas de las estrategias que habían venido trabajando en el marketing tradicional.
De acuerdo, sabemos que el growth marketing impulsa a las empresas al crecimiento, pero ¿sabemos verdaderamente de qué forma lo hacen?
Para entender mejor esto podríamos darles un vistazo a algunos ejemplos fácilmente reconocibles y, por consiguiente, de los más grandes:

  1. Twitter

Bien, todos conocemos Twitter, pero ¿sabías que al principio no tuvo todo el éxito que esperaba?
Sí, tenía muchos usuarios, pero no eran constantes. La gente se iba y otros llegaban, y luego se iban otra vez.
¿Esto le estaba sirviendo a Twitter?
¡Para nada, las empresas necesitan enganchar a sus usuarios!
Por eso el equipo de Twitter comenzó a pensar en formas de mantener a los que ya tenían y, por supuesto, obtener más.
No lo hicieron con estrategias de marketing o dándoles promociones a las personas si volvían a sus brazos.
Twitter hizo pruebas con respecto a cómo se sentía el usuario en la red social y qué tal le parecía la interfaz, y así surgió la idea de rediseñar la web y agregarle una opción bastante llamativa que hasta ahora les ha servido.
¿Recuerdas que al registrarte en esta red social se te pide que sigas de cinco a diez cuentas de personas que quizá conozcas?
Con todas las pruebas que hicieron, el equipo de Twitter descubrió que esto incrementaba la posibilidad de que las personas volvieran a la web.
¿Por qué?
Porque las personas querían interactuar entre sí; si ya tenían a cinco o diez personas que también estaban allí, ¿por qué no volver?

  1. Buffer

Esta es una herramienta que te permite programar tus publicaciones en las redes sociales.
¿Y qué hizo Buffer?
Dos palabras: Digg Digg.
Esta es un renglón de acciones que flota. Seguro habrás visto estas páginas web que tienen una barra que se desplaza por toda la página con los íconos de las redes sociales.
Esta pequeña acción hizo que muchísimas personas conocieran esta plataforma.

  1. Airbnb

Este es el ejemplo que más conocen, porque Airbnb se impulsó con algo súper sencillo y barato… Y algo ilegal.
Craiglist es un sitio web muy visitado, y ellos aprovecharon esto.
¿Cómo?
Hicieron una herramienta que les permitiera a las personas que estaban en Airbnb montar sus notificaciones en Craiglist.
Este cruce hizo que muchísimas personas siguieran el link y llegaran directo a Airbnb, así el SEO llegó a las nubes.
¿Por qué no indagas un poco más en este tema a ver cómo Airbnb hizo esto y qué pasó cuando Craiglist notó lo que estaba pasando?
Vemos cómo nuestra estrategia de growth marketing no tiene que ser difícil y muy costosa, aunque tengan cuidado con estar dentro de lo legal.

  1. LinkedIn

¿Quieres saber cómo LinkedIn subió sus dos millones de usuarios directamente a doscientos millones?
Fácil, haciendo públicos los perfiles.
Sabemos que los perfiles nos salen de forma orgánica cuando buscamos un nombre, y cada vez que buscas uno puede que uno de los primeros sea un perfil de LinkedIn.

  1. Facebook

Facebook ha usado muchísimas técnicas de growth marketing, pero todas son distintas a la anterior.
Esta red social la pasó mal en sus primeros años, porque no se registraban tantas personas como habían esperado (pretendían obtener 200 millones en un año).

La primera estrategia de growth marketing que Facebook usó fue los widgets que las personas podían compartir en páginas y blogs, así podrían asociarte a una página dentro de la red social.
Así ganaron millones de registros.
¿A qué conclusión llegamos con todo esto?
Que el growth marketing es algo difícil, pero no es imposible.
Sólo necesitas salir de tu zona de confort y atreverte a innovar, hacer lo que nadie más ha hecho y seguir intentándolo, aunque las cosas no te salgan como lo esperaste.
Vimos estos ejemplos de empresas que ahora son gigantescas, y que comenzaron no teniendo nada.

Lo único que tienes es que comenzar. ¿Te ayudamos? 🙂

Growth Hacking Marketing Growth Marketing

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anterior
¿Cuál es la diferencia entre el marketing tradicional y el growth marketing?
Siguiente
¿Cuál es la diferencia entre el marketing tradicional y el growth marketing?